Prevención de Riesgos Laborales, ATEXGA
Prevención de Riesgos Lalorales
Galego Galego Castellano Castellano

Entorno virtual para la prevención de riesgos laborales en el sector textil

 
Sobre nosotros
¿Que es ATEXGA Prevención?
¿Cual es la finalidad?
¿A quien va dirigido?
 
Legislación y Normativa de Prevención Riesgos Laborales
Guía de Prevención de Riesgos
Laborales en el sector textil
Estudio de sustancias nocivas
en la industria téxtil
 
Barómetro de Prevención de
Riesgos Laborales
Directivos
Trabajadores
Portada - Guía - Riesgos Generales - Riesgos generales y su prevención

Guía de Prevención de Riesgos Laborales:
4.7. Riesgos generales y su prevención

Guía de Prevención de Riesgos Laborales

4.7. Riesgos generales y su prevención

Para hacer frente a los riesgos que conlleva la realización del trabajo para la salud y seguridad, como dijimos, se hace necesario conocer la naturaleza del mismo y de todos los elementos que influyen en él.

A la hora de desarrollar una actividad, los riesgos se pueden localizar en:

  • Forma de realizar el trabajo: métodos y operaciones para realizar las tareas.
  • Equipos: máquinas, aparatos…, con que se realizan las tareas.
  • Condiciones del entorno: características generales del espacio y conjunto de agentes físicos, químicos y biológicos

Esquema traballo

Aquellas condiciones de trabajo capaces de provocar un daño para la seguridad y salud de los trabajadores, se conocen como FACTORES DE RIESGO que pueden clasificarse en:

  • Condiciones de seguridad

  • Contaminantes o medioambiente físico, químico y biológico

  • Carga de trabajo

  • Organización del trabajo

Condiciones de seguridad

  • Las máquinas y los equipos.
  • Las herramientas.
  • Los lugares y superficies de trabajo.
  • La manipulación y el transporte.
  • Los sistemas eléctricos.
  • Los equipos contra incendios.
  • Almacenamiento.
  • Mantenimiento

Medioambiente físico

  • El ruido.
  • Las vibraciones.
  • La iluminación.
  • Las condiciones termohigrométricas.
  • Las radiaciones.

Medioambiente químico y biológico

  • Corrosivos
  • Irritantes
  • Neumoconióticos
  • Asfixiantes
  • Anestésicos y narcóticos
  • Bacterias
  • Protozoos
  • Virus
  • Hongos
  • Sensibilizantes
  • Cancerígenos
  • Sistémicos

Carga de trabajo

  • Carga física: esfuerzos, posturas, movimientos, manipulación de cargas
  • Carga mental: exigencias de la tarea, atención, percepción.

Organización del trabajo

  • La jornada de trabajo
  • El ritmo de trabajo
  • La automatización
  • La comunicación
  • El estilo de mando
  • La participación
  • El status social
  • La identificación con la tarea
  • La iniciativa
  • La estabilidad en el empleo

Riesgos generales

Dependiendo de cuál sea el factor de riesgo que los origina, se distingue entre:

  • Riesgos de seguridad: atrapamientos, golpes y cortes, proyecciones, aplastamientos, quemaduras, riesgo eléctrico, riesgo de incendio, en definitiva, los que provocan accidentes.

  • Riesgos higiénicos: los que provocan enfermedades profesionales. No es necesario que las condiciones de trabajo sean extremas para que aparezcan problemas de salud. Por ejemplo, un ruido de fondo, un foco mal orientado, una temperatura inadecuada, etc. pueden influir negativamente en la realización del trabajo.
    - Contaminantes físicos: ruido, vibraciones, iluminación
    - Contaminantes químicos
    - Contaminantes biológicos

  • Riesgos ergonómicos: los que provocan fatiga, tanto física como mental.

  • Riesgos psicosociales: los que provocan insatisfacción laboral.

Riesgos derivados de los lugares de trabajo

El lugar en que se realiza el trabajo debe estar en buenas condiciones de seguridad pues así se evitarán accidentes y se trabajará mejor. Si esto no se cumple, aparecen riesgos de caídas o choque.

El RD 486/1997 recoge las disposiciones mínimas de los lugares de trabajo. El orden y la limpieza en el lugar de trabajo y el mantenimiento adecuado de los edificios e instalaciones generales son principios básicos que favorecen la seguridad.

Riesgos derivados de la utilización de máquinas y herramientas

Los riesgos derivados de la utilización de máquinas y herramientas de trabajo tienen una elevada incidencia en los accidentes laborales con baja. Entre los principales riesgos que originan se encuentran los cortes, pinchazos, atrapamientos, arrastre, aplastamiento, etc.

Se estima que un elevado porcentaje de los accidentes con máquinas se evitarían con la utilización de resguardos de seguridad. A menudo, los elementos de seguridad existen pero están mal diseñados, fabricados con materiales inadecuados o no se someten a las necesarias inspecciones y controles periódicos. Otras veces dificultan la realización del trabajo e incluso constituyen un riesgo en sí mismos.

Por otra parte, una utilización adecuada de las herramientas por parte del trabajador, podría evitar las múltiples lesiones que a menudo provocan.

Riesgo eléctrico

Es el riesgo originado por la energía eléctrica. Puede producir quemaduras graves e incluso muerte por asfixia o paro cardíaco.

La gravedad de los efectos y lesiones dependerá de la duración e intensidad de la corriente. Existen 2 tipos de contacto eléctrico:

  • - DIRECTO: Es el que se produce con las partes de la instalación que están en tensión.
  • - INDIRECTO: Es el que se produce con masas puestas en tensión accidentalmente.
    te.

Riesgo de incendio

Dado que las posibles consecuencias si se materializa este riesgo (pérdidas personales y materiales) pueden ser dramáticas, es necesario, detenerse en el problema y no restarle importancia.

Para ello, se habrán de tener en cuenta los equipos de trabajo, la situación del local (lugares de trabajo) y sus condiciones (características de los materiales, vías de evacuación...).

Para que el fuego se inicie se precisa la concurrencia de una serie de factores (factores del fuego): combustible, comburente, calor y energía de activación.

  • COMBUSTIBLE: Es toda sustancia susceptible de arder. Puede ser sólida, líquida o gaseosa.

  • COMBURENTE: Es todo elemento en cuya presencia el combustible puede arder. El comburente normal es el AIRE, que contiene aproximadamente un 21% en volumen de oxigeno.

  • CALOR: Es la energía mínima necesaria para que se inicie la reacción. Es necesario que exista un foco que proporcione el calor suficiente para que el fuego se produzca. Los focos más comunes pueden ser: cigarrillos, chispas, fuegos mal apagados, fallos eléctricos, trabajos de soldadura, etc.,

  • REACCIÓN EN CADENA: es el proceso por el cual se produce y se propaga el fuego.

¡IMPORTANTE!Para evitar el inicio del fuego, bastará con eliminar
alguno de sus componentes.

Los factores que propician que un fuego se inicie, se podrían clasificar de la siguiente manera:

  1. Factores técnicos:
    1.1. Características de los combustibles presentes: su inflamabilidad, su carga térmica, etc.
    1.2. Condiciones de manipulación y almacenamiento de los combustibles.
    1.3. Focos de ignición previsibles o presentes: chispas de origen eléctrico o mecánico, llamas, gases o superficies calientes, reacciones exotérmicas, etc.

  2. Factores humanos:
    2.1. Experiencia de los trabajadores.
    2.2. Conocimiento de los riesgos por parte de los trabajadores.
    2.3. Disciplina.

Y los factores que favorecen la propagación del fuego pueden ser:

  1. Factores técnicos:
    1.1. Situación, distribución y características de los combustibles en el local.
    1.2. Resistencia al fuego del local.
    1.3. Suficiencia, adecuación y mantenimiento de los medios de detección, alarma y extinción.

  2. Factor humano: adiestramiento del personal en la lucha contra incendios y organización de la lucha contra incendios

Junto con el aumento de la temperatura, el humo y el gas tóxico que desprenden los incendios, son elementos extremadamente peligrosos y los que más daños causan entre las personas, pueden dañar el sistema respiratorio y causar daños irreparables.

Riesgo derivado del transporte y manipulación de materiales

En la mayoría de las tareas del proceso productivo, es necesario transportar, manipular y almacenar materiales y un gran porcentaje de accidentes de trabajo se producen durante las operaciones de traslado de materiales a lo largo del proceso productivo.

Estos accidentes suelen ser leves, pero en algunos casos llegan a ser mortales. Debido a la creciente mecanización de este proceso, la intervención humana se ha ido reduciendo pero aún así, siguen existiendo tareas en las que sigue haciéndose imprescindible.

Los riesgos más frecuentes derivados de la utilización de los equipos para levantamientos de carga son las caídas de altura, golpes o atrapamientos debidos, en su mayoría, a un mal funcionamiento de alguno de sus elementos.
Con respecto a las carretillas elevadoras los principales riesgos que presenta son los siguientes:

  • Caída de cargas y objetos
  • Caída, basculamiento o vuelco de la carretilla.
  • Choques con elementos diversos.

Si la manipulación de las cargas se realiza de forma manual, los principales efectos dañinos a los que se puede ver expuesto el trabajador son:

  • Lesiones dorso-lumbares
  • Distensiones o roturas musculares o de ligamentos.
  • Caídas al mismo o distinto nivel por dificultades de paso o impedimento de visión.
  • Golpes o cortes como consecuencia de su aspecto exterior..

Riesgos derivados del almacenamiento de materialess

El correcto almacenamiento de materiales, puede contribuir de forma muy eficaz en la prevención de accidentes. El que el almacenamiento no se realice de forma correcta puede provocar una serie de riesgos, siendo los más importantes:

  • Caída de materiales
  • Choques contra objetos
  • Desplomes o derrumbamientos.

Riscos en trabajos de mantenimiento

Existen determinadas zonas en los lugares de trabajo que por sus especiales características son muy peligrosas. El acceso a dichas zonas sólo se deberá ser posible mediante autorización previa y siguiendo un procedimiento de trabajo establecido para dicho fin (permiso de trabajo).

Los trabajadores dedicados al mantenimiento son los encargados prevenir posibles paradas o de reparar aquellas que se produzcan. Antes de efectuar un trabajo de mantenimiento se hace necesario disponer de un permiso de trabajo.
La realización de este tipo de tareas puede suponer unas consecuencias muy graves, entre ellas la muerte.

Riesgos derivados de la exposición al ruído

Un sonido es la sensación auditiva producida por una onda acústica. Cuando el sonido se hace desagradable y molesto para el oído, entonces se habla de ruido. La diferencia entre sonido y ruido no es de naturaleza física, sino subjetiva.

La OMS lo define como todo sonido no deseado, cuyas consecuencias son una molestia para el público, con riesgo para la salud física y mental.

El ruido puede desembocar en patologías más o menos graves, especialmente sorderas, además de irritabilidad, insomnio, falta de atención, aumento de la presión arterial, etc., e incluso puede provocar modificaciones en el carácter o en el comportamiento (agresividad, ansiedad,..)

El riesgo de pérdida auditiva empieza a ser significativo a partir de un nivel diario de 80 decibelios suponiendo varios años de exposición y jornadas de 8 horas. Pero podríamos decir que, el ruido provocado por impresoras, timbres, sirenas, teléfonos,… aunque no llegan a ocasionar la pérdida de la audición, sí contribuyen al aumento de la carga mental que soporta el individuo.

EFECTOS DEL RUIDO
dbA

Son esperables daños en la audición

140
130
120
110
100
90
80

Son esperables molestias en función del tipo de trabajo
70
60
50
No son esperables ni daños ni molestias
40
30
20
10
0

La mayoría de las actividades implicadas en la industria textil se llevan a cabo a unos niveles de ruido por encima de los Valores Límite permitidos por la legislación. Las principales fuentes de ruido se encuentran en la fase de fabricación.

Las medidas de prevención frente al ruido obligan al trabajador a utilizar protectores auditivos, a partir de los 90 decibelios, siendo aconsejables a partir de los 80.

Riesgos derivados de la exposición a vibraciones

Las vibraciones son movimientos oscilatorios de un cuerpo, objeto o máquina que se transmiten al cuerpo humano.

Los efectos de las vibraciones en el ser humano dependen tipo de frecuencia así como del tiempo de exposición, postura de la persona, su peso,…, es decir, no todos los individuos presentan la misma sensibilidad ante el mismo tipo de vibración. Algunos de los más conocidos serían, malestar general, ansiedad, nauseas por mareos, disminución del rendimiento laboral e intelectual, problemas en los huesos y en las articulaciones, etc.

Dependiendo de la zona del cuerpo que reciba directamente las vibraciones, éstas pueden ser:

  • - Vibración mano-brazo: se producen por el contacto de los dedos o de la mano con el elemento vibrante.
  • - Vibración cuerpo completo: resultante del contacto directo de todo el cuerpo con la vibración.

Riesgos derivados del ambiente térmico

El cuerpo humano necesita mantener una temperatura interna de aproximadamente 37º C; para lograrlo posee mecanismos físicos y fisiológicos (sudoración, tiritonas, piel de gallina,…).

Cuando los mecanismos naturales del hombre no son capaces de regular la temperatura, aparecen una serie de efectos perjudiciales para la salud:

  • - Estrés térmico por calor: golpe de calor, agotamiento por calor, insolación, calambres.
  • - Estrés térmico por frío: trastornos de la conciencia, disminución de la agudeza visual y auditiva, disminución de la frecuencia cardiaca y respiratoria, bajada de la tensión arterial…

Las desviaciones de la situación ideal de temperatura y humedad, aunque no sean extremas, pueden influir de forma negativa sobre el individuo provocando situaciones de disconfort termohigrométrico que pueden llevar a reducir el rendimiento del individuo y provocar el aumento del número de errores.

Por tanto, el trabajo debe desarrollarse en unas condiciones en las que la temperatura ambiente, la humedad y la velocidad del aire sean las adecuadas a la actividad a realizar, de tal forma que si la realización de la tarea requiere mucha actividad física se deben evitar las altas temperaturas en contraposición a aquellas en las que se realizan tareas de tipo estático.

En el Real Decreto 486/1997, de 14 de abril, por el que se establecen las disposiciones mínimas de seguridad y salud en los lugares de trabajo, se establecen las siguientes exigencias sobre control térmico de los lugares de trabajo:

  • - Temperatura para trabajos sedentarios entre 17 ºC y 27 ºC.
  • - Temperatura para trabajos ligeros entre 14 ºC y 25 ºC.
  • - Humedad relativa entre el 30 y el 70 %. Excepto en aquellos lugares donde exista riesgo de electricidad estática que será inferior al 50%.

Para conseguir una situación de confort termohigrométrico, además de actuar sobre la temperatura y humedad ambiente, se puede actuar sobre la vestimenta.

Riesgos derivados del ambiente luminoso

La luz nos permite ver lo que hacemos con lo que una iluminación inadecuada puede provocar accidentes.

Un buen sistema de iluminación debe asegurar: suficiente cantidad de luz, el contraste adecuado en la tarea, el control de los deslumbramientos, y un cierto grado de confort visual. Además hace que empleados se sientan mejor, necesiten un menor esfuerzo para desarrollar sus tareas y eviten los peligros con mayor facilidad.

En el Real Decreto 486/1997, sobre disposiciones mínimas de seguridad y salud en los lugares de trabajo, se establecen los niveles de iluminación requeridos en los puestos de trabajo en función de las exigencias visuales de las tareas a realizar.

Valores mínimos de iluminación*

LUX
Zona o parte del lugar de trabajo

100
200
500
1000

Tarea con exigencia visual baja
Tarea con exigencia visual moderada
Tarea con exigencia visual alta
Tarea con exigencia visual muy alta

50
100

Área o locales de uso ocasional
Á rea o locales de uso habitual

225
500

Vías de circulación de uso ocasional
Vías de circulación de uso habitual

Se deben duplicar si:

  • Existen riesgos apreciables de caída, choques u otros accidentes.

  • La tarea efectuada no permite errores de apreciación porque pueda suponer peligro para los trabajadores.

Riesgos derivados de la exposición a contaminantes químicos

En la industria, se emplean gran cantidad de productos químicos que pueden resultar perjudiciales para la salud. Cuanto menor sea la dosis necesaria para que una sustancia produzca daños en el organismo, mayor es su toxicidad. Sus efectos se pueden manifestar incluso, mucho tiempo después de cesar la exposición.

EFECTOS DE LOS CONTAMINANTES QUÍMICOS

CORROSIVOS

Destruyen los tejidos que están en contacto con el tóxico.

IRRITANTES

Producen irritaciones de la piel o las mucosas al entrar en contacto con el tóxico.

IRRITANTES

Producen irritaciones de la piel o las mucosas al entrar en contacto con el tóxico.

NEUMOCONIÓTICOS Producen una alteración en los pulmones al inhalar el tóxico en forma de partículas sólidas.
ASFIXIANTES Dificultan o impiden el proceso respiratorio.
ANESTÉSICOS Y NARCÓTICOS Producen un efecto sedante mientras está en contacto con el tóxico.
SENSIBILIZANTES Producen una reacción alérgica.
CANCERÍGENOS, MUTÁGENOS Y TERATÓGENOS Producen o aumentan la posibilidad de padecer cáncer, malformaciones o anomalías en la descendencia que pueda tener el trabajador.
SISTÉMICOS Producen alteraciones en uno o varios órganos.

Las vías de entrada en el organismo son las siguientes:
- Dérmica: los contaminantes penetran en el organismo por absorción, a través de la piel.
- Respiratoria: se introducen en el organismo a través de la respiración.
- Digestiva: se introducen a través del aparato digestivo.
- Parenteral: se introducen a través de heridas, llagas, cortes, etc.

Riesgos ergonómicos y psicosociales

La ergonomía y psicosociología tratan de adecuar el puesto de trabajo y su entorno físico, mental y social a las características y capacidades del trabajador, con el fin de evitar los efectos negativos sobre la salud, mejorar las condiciones de trabajo e incidir en el equilibrio de la persona, considerada como una totalidad, con el entorno que le rodea. Así, contemplan aspectos tales como:

  • Condiciones ambientales: iluminación, ruido, temperatura

  • Carga de trabajo:
    Carga física, producida por:
    - Esfuerzos físicos: estáticos y dinámicos.
    - Postura de trabajo: trabajar sentado o de pie.
    - Manipulación de cargas.
    - Movimientos repetitivos.

    Carga mental, derivada de:
    - Exigencias del trabajo
    - Organización del trabajo: jornada de trabajo, ritmos de trabajo, estilo de mando, comunicación, participación, identificación con la tarea, estabilidad en el empleo.

La carga de trabajo se puede definir como el conjunto de requerimientos físicos y psíquicos a los que se ve sometido el trabajador a lo largo de su jornada laboral. El desempeño del trabajo por parte del trabajador puede provocarle una fatiga, tanto física como mental, que puede generar efectos más o menos graves sobre la salud del trabajador (disminución de la atención, disminución de su actividad normal o irritabilidad, depresión, dolor de cabeza, mareos, insomnio, etc.

Medidas Preventivas

Para hacer frente a los distintos riesgos presentes en el entorno laboral, han aparecido distintas técnicas de lucha, las técnicas preventivas:

  • - Seguridad
  • - Higiene
  • - Ergonomía
  • - Psicosociología
  • - Medicina en el trabajo

Desde la publicación de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales, la ergonomía y la psicosociología han pasado a constituir verdaderas técnicas preventivas, en igualdad de importancia a las consideradas hasta entonces como tradicionales.

Medidas de seguridade

La Seguridad en el trabajo tiene por objeto eliminar o disminuir el riesgo de que se produzcan los accidentes de trabajo.

Como?

Teniendo al día las condiciones de seguridad (máquinas, herramientas, locales, etc.). Así, localiza y analiza los riesgos pertenecientes a su campo de acción y plantea acciones de prevención, protección y corrección.

Ej. La inspección es una técnica de seguridad que consiste en el análisis realizado mediante la observación directa de las instalaciones, equipos y procesos productivos con el fin de identificar los peligros existentes y evaluar los riesgos. Para ello, se elabora una lista de los aspectos que hay que tener en cuenta y se va comprobando si cumplen con las exigencias de seguridad o si, por el contrario, presentan alguna situación de riesgo. A partir de esto se adoptarán las medidas de prevención o protección adecuadas.

Lugar y superficie de trabajo

RD 486/1997. Orden y limpieza.

Herramientas manuales y eléctricas

Buen uso, marcado CE, protecciones.

Máquinas

Adquirir máquinas seguras, instalar, utilizar y mantenerlas adecuadamente siguiendo las instrucciones del fabricante.

Electricidad Comprobación del estado, tensión máxima, protecciones, etc.
Incendios Bocas hidrantes, sistemas automáticos de detección y/o extinción, salidas de evacuación, extintores, personal del servicio, etc.
Almacenamiento Se debe seguir siempre una secuencia lógica.
Manipulación y transporte Se deben seguir las normas seguridad vial internas y externas a la empresa, señalización visual y acústica, zonas de circulación libres de obstáculos.

Siguiente

 

Xunta de Galicia, Conselleria de Traballo - Dirección Xeral de  Relacións Laborais    Atexga   Unión Europea, Fondo Social Europeo